Las niñas son el motor del movimiento por la igualdad de género. ¿Sabías que sólo el 30% de los funcionarios de gobierno en América del Sur son mujeres? El mundo está cambiando y es hora de enfatizar la igualdad entre hombres y mujeres

Un grupo de adolescentes muy empoderarlas lograron organizarse para traer este club a Panamá  de la mano de unas maravillosas profesoras que las apoyaron y animaron.  Conversamos con Gretel Carney quien junto otras chicas inició la organización en el Colegio Brader.

 

¿Puedes contarme cómo llegó la organización a Panamá?

Para empezar, fue un proceso un poco largo, ya que yo no sabía cómo manejar un club de gran reconocimiento o los pasos que necesitaba para poder sacarlo adelante en la escuela. Yo era parte de este club cuando estudiaba en  los Estados Unidos.  Nunca se me había ocurrido traerlo a Panamá, ya que pensé que tal vez estaba un poco loca mi idea, hasta que una amiga subió en su historia de Instagram el Girl Up Summit. Este es una actividad en la cual todos los clubes de Girl Up sé reúnen en julio y hacen actividades entre los diferentes clubes y traen invitados especiales como Priyanka Chopra. Recuerdo que desde ese día mi amiga y yo empezamos a hablar y planear cómo podíamos hacer para traerlo a Panamá, ya que era una iniciativa diferente y que nos había impactado en nuestras vidas. Nuestro propósito era buscar a otras mujeres de nuestra escuela que quisieran ser parte de esto y así poder impactar y empoderar la vida de muchas otras en Panamá.

 

¿Cómo es la organización?

Es una campaña de las Naciones Unidas que busca promover la igualdad y el empoderamiento de la mujer como sus derechos y oportunidades en la sociedad. Es un grupo de jóvenes uniendo fuerzas para tratar de ayudar a cambiar las vidas de las adolescentes en los países en desarrollo y empoderar a las personas que las rodean para que actúen. Esta organización busca desarrollar y educar a las mujeres para que, en un futuro, puedan llegar a ser líderes y se sientan capaces de lograr todo lo que se propongan.

 

¿Cuántas organizaciones hay en Panamá actualmente?

Con mucho orgullo podemos decir que la iniciativa empezó en el Colegio Brader y gracias a esto se fue expandiendo en otras escuelas como la AIP (Academia Interamericana de Panamá) y el MET (Metropolitan School). Esperamos que esto siga creciendo y que otras escuelas se unan a esta iniciativa, ya que pudiéramos crear un impacto mucho más grande en la sociedad de Panamá.

 

 

¿Cuáles son los objetivos?

El objetivo de la comunidad que hemos creado es dar la oportunidad a las jóvenes de que encuentren su verdadera pasión y propósito como mujeres en esta sociedad. Queremos generar conciencia de la realidad difícil en la que viven algunas mujeres en el mundo, para así poder ayudar a las niñas adolescentes a alcanzar sus metas.  Uno de los mayores objetivos es crear una comunidad de seguridad entre todas las mujeres y que las niñas de escasos recursos sepan que esto no es solo un club escolar, sino una familia que siempre estará para apoyarlas y guiarlas para que puedan salir adelante y brillar. Por último, queremos romper el ciclo y los estereotipos para que todas podamos tener las mismas oportunidades.

 

 

¿Qué significa para ti la organización?

Girl up significa muchas cosas para mi, ya que fue una iniciativa que me cambió la vida y que he visto crecer durante los años y volverse más fuerte. Girl up me educo, ya que me ayudo a entender un poco más sobre los derechos de las mujeres y la gran brecha que existe sobre la educación sexual y la importancia del higiene en Panamá. Pero siendo sincera siento que más allá de todas estas cosas que girl up significa para mi, lo más importante es que todas nosotras nos hemos unido por esta causa y hemos entendido que el significado más especial qué hay detrás de esta organización es la hermandad.

 

 

¿Sientes que se ha logrado un impacto en la lucha para la igualdad en Panamá?

El principal objetivo de todas nosotras desde que empezamos a trabajar en la organización fue de crear un impacto. No sabíamos como empezar ni cómo crearlo, pero juntas unimos fuerzas para cumplir esta iniciativa. Si, siento que hemos logrado hacer un impacto ya que hemos recibido muchos mensajes de diferentes mujeres que están agradecidas con nuestro trabajo y apoyo. Esta oportunidad de poder llevar nuestro mensaje a través de está revista, y hablar de este tema ha sido de los objetivo más importantes ya que demuestra que nuestro trabajo se está convirtiendo en algo más grande y está siendo reconocido. Muchas personas deciden quedarse sentados y  no hacer nada esperando que otros hagan el trabajo. Pero el verdadero cambio se hace cuando dejas de ignorar las situaciones y actúas para crear un cambio.

 

Sabemos que trabajan de la mano de Cobre Panamá… ¿Cómo es el apoyo en la mina?

La Mina nos abrió la puerta para apoyar a niñas y jóvenes de las comunidades alrededor de la mina. Ellos tienen un enfoque social de apoyo en equidad de género y empoderamiento de las mujeres y niñas. Es más, ¡nos sorprendimos de lo que vimos! Niñas que gracias a la Mina han visto un futuro diferente – unas querían ser doctoras, otra aprender 4 idiomas- y a nosotras nos abrieron las puertas para reforzar temas de empoderamiento, derechos, salud a higiene menstrual. Le damos las gracias por dejarnos llegar a esas comunidades tan alejadas.  Llegamos a Coclesito y sentimos que esas niñas también nos cambiaron a nosotras.

 

 

Para ti, ¿existe algún impedimento para lograr la igualdad de género en Panamá? Háblanos de tu experiencia con la población visitada en el país.

Vivimos en un país donde a todo nivel social hay un machismo arraigado. Se enseña en las casas, en la escuela… la sociedad en sí lo perpetua. Los padres y los maestros, porque es lo que conocen, perpetúan ese circulo vicioso. Nos toca a esta  generación hacer el intento para romperlo, a todo nivel social. Quizá la seamos pocos, pero hay que hacer el esfuerzo para enseñar y educar. No queda otra. Una forma de hacerlo es ir a las comunidades y enseñarles a las niñas y mujeres para tratar de romper el ciclo.

 

¿Qué mensaje le darías a todas las jóvenes que sufren de desigualdad de género?

A las chicas que de alguna manera u otra sienten que son juzgadas les diríamos que la fortaleza y la inteligencia son siempre los mejores aliados para enfrentar estos momentos. Con inteligencia y astucia aguda que tenemos las mujeres podemos demostrar que lo que hacemos vale tanto o más que lo que otros hacen. Debemos trabajar por lo que queremos siendo nosotras, mujeres, pero mujeres que creen en sí mismas. Esa es la verdadera fórmula.  No se dejen minimizar, prepárense y no se rindan ante el reto, no importa si es grande o pequeño, la guerra no se gana sino se vencen batallas .

 

¿Cómo hacen las jóvenes de Panamá para ser parte de Girl Up?

Nuestro club se basa en las escuelas y por ende, los estudiantes están invitados a entrar al club a través de nuestro instagram @girlupbrader  allí encontraran el link en internet que los lleva a llenar un formulario. Están invitadas a participar las chicas desde noveno hasta duodécimo  para motivar a los jóvenes a apoyar esta causa. Nos gusta que llegue hasta 9no ya que sentimos que para crear un cambio hay que ir educando a las personas desde pequeños  para que así tomen iniciativa desde temprano. Una de nuestras metas es poder expandirlo a la mayor cantidad de escuelas posibles y motivar a muchas más mujeres con ideas y opiniones diferentes que nos ayudarán a tener un alcance mayor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*